Nosotros te ayudamos a cuidar

 tu inversión, asesórate con los expertos

Haz crecer tu patrimonio adquiriendo un remate inmobiliario

 

Un remate judicial permite adquirir una propiedad ahorrando de un 30 hasta un 60% de su valor comercial

 

Un remate inmobiliario es un proceso legal en el que un juez ordena la venta en remate de un inmueble ante una demanda en contra de un acreedor que no ha cumplido con sus obligaciones y por ello, su inmueble se pone a la venta al mejor postor.

 

Por lo regular estos remates son de inmuebles que fueron adquiridos por conducto de un crédito hipotecario cuyo propietario por alguna razón, dejó de pagar la hipoteca o se niega a hacerlo. Si esto ocurre entonces el acreedor tiene la opción de demandar vía judicial, la recuperación de los adeudos del préstamo mediante el procedimiento de remate inmobiliario ya que el inmueble en cuestión quedo como garantía del cumplimiento del préstamo.